Miembros de la comunidad universitaria, participaron en la primera jornada de tamizaje para detección temprana de casos positivos de Covid-19, realizada por la oficina de Gestión del Talento Humano.

‘GEO-preven-UNIMAG’ es el nombre de la aplicación y página web creada por equipo de investigadores de la UNIMAGDALENA, la cual fue desarrollada al ser elegida en la convocatoria de Proyectos de Innovación para obtener financiación proveniente del Fondo de Investigación FONCIENCIAS 2019.

listi

Miembros de los grupos de investigación en Psicología de la Salud y Psiquiatría, y Ciencias del Cuidado de Enfermería, adscritos a la Vicerrectoría de Investigación de la Universidad del Magdalena, crearon una aplicación y página web para generar e implementar una escala de riesgo presentada por medio de códigos QR para el apoyo del protocolo de bioseguridad para la mitigación de COVID-19 en la Alma Mater.

El proyecto que fue seleccionado en la convocatoria para conformar un listado de procesos de Innovación elegibles para obtener financiación proveniente del Fondo de Investigación FONCIENCIAS 2019 de la Institución, se tituló ‘Escala de riesgo y Código QR: herramientas de apoyo al protocolo de bioseguridad para mitigación de COVID-19 de la Universidad del Magdalena’.

Para el desarrollo de esta aplicación que se encuentra para descargar en Play Store como ‘GEO-preven-UNIMAG’, se realizó un estudio de tipo tecnológico y descriptivo transversal, en el cual se toman como muestra las oficinas y el personal administrativo de esta Casa de Estudios Superiores que para el cumplimiento de sus funciones deban asistir a la planta física.

“Consiste en hacer un perfil epidemiológico de cada uno de los que allí laboran, el espacio, qué tan grande es el área, si tiene ventilación o no, y otras características que permiten arrojar un número y ese número va encajado dentro de unas escalas, es decir, si es bajo, medio o alto, y de acuerdo a ese riesgo hay unas recomendaciones. Habrá un código QR en la puerta de cada oficina que se lee con el celular a través de una aplicación”, explicó el biólogo especialista Oskarly Pérez Anaya, miembro del Grupo de Investigadores que se encargaron del diseño y construcción de esta herramienta, junto a la doctora Carmen Caballero y la psicóloga magíster María Paola Jiménez.

Los factores de riesgo caracterizados para la ejecución de esta plataforma y el diseño de la escala de riesgo enlazada con los códigos QR, página web y aplicación móvil, fueron el área (m2) de las oficinas, aforo, jornadas de trabajo, edad y las condiciones de salud preexistente de los trabajadores.

La investigadora María Paola Jiménez, también señaló que esta creación fue con miras a futuro y a las necesidades que se tienen con las medidas de bioseguridad actuales, “nos dimos cuenta que a futuro se iban a comenzar a levantar las medidas de aislamiento obligatorio e iba a ser un aislamiento inteligente y fue ahí donde surgió la idea de crear una escala de riesgo y un Código QR en el momento que la Universidad otra vez abriera sus puertas tanto para el personal que trabaja dentro de la Universidad, como para los estudiantes”.

La ubicación de los códigos QR será en las puertas de ingreso de cada oficina administrativa, cada persona podrá hacer lectura del código con la cámara de su celular el cual le mostrará la escala de riesgo de ese lugar y las recomendaciones que debe tener en cuenta a su ingreso, permanencia y posterior retiro de esta.

El docente Oskarly Pérez indicó que esta aplicación quedará para la Universidad, además de ser una ayuda frente a la prevención del COVID-19, servirá como ubicación de todas las dependencias de la Alma Mater a través del GPS que tiene incorporado, “la idea es que esta aplicación sea replicada también en otras instituciones porque buscamos siempre tratar de expandir el conocimiento, entonces esa es la iniciativa que tenemos en el proyecto, ya la aplicación está”, añadió.

Con esta investigación que se materializa con la financiación de la Universidad del Magdalena, se busca apoyar el protocolo de bioseguridad de la Institución para su proceso de reapertura. Es así como una Universidad más Incluyente e Innovadora demuestra que, a pesar de un Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación desfinanciado, UNIMAGDALENA continúa poniendo al servicio de la comunidad académica y en general todo su conocimiento científico, para contribuir a buscar formas de mitigación de la pandemia con integración de la tecnología y uso de análisis de datos. 

La Universidad del Norte con optimismo y mucho compromiso con el cuidado de nuestra comunidad, durante el primer semestre del año desarrolló clases bimodales y presenciales, así como actividades prácticas de laboratorio, bajo protocolos de bioseguridad certificados por el Icontec, haciendo que el proceso de enseñanza y aprendizaje se llevara a cabo de manera segura. Cada proyección de las asignaturas fue revisada por los coordinadores de programa y directores de departamentos.

Portadita Recuperado

De igual forma, la Universidad llevó a cabo un retorno progresivo de la presencialidad en el campus, realizando campañas de concientización para mantener un ambiente bioseguro, que incluyeron el manejo de los servicios administrativos, habilitados virtual y presencialmente; distintos espacios del campus manejando lineamientos de aforo, según su capacidad, entre otras medidas.

En este proceso de nuevas dinámicas académicas, el Centro para la Excelencia Docente (CEDU) acompañó a nuestros profesores, con diferentes asesorías para mantener la excelencia  y calidad en los diferentes componentes pedagógicos de las asignaturas.

"En general, nuestros profesores se sienten tranquilos desarrollando las clases presenciales. Durante todo el semestre realizamos talleres enfocados en la evaluación, apoyamos la experiencia de las clases bimodales-simultáneas, brindando un acompañamiento a los profesores y monitores. Esta tarea continuará en el segundo semestre del año", afirma Fadia Khouri, Directora del CEDU.

Con el compromiso de promover y cumplir con las medidas de bioseguridad en el campus, compartimos a continuación las experiencias de profesores y estudiantes, quienes relatan cómo fue volver al campus seguro de Uninorte durante el primer semestre.

Entre pantallas, cámaras y herramientas audiovisuales se registró la experiencia de la alternancia de los estudiantes del programa de Comunicación Social y Periodismo, quienes bajo estrictas medidas desarrollaron su formación práctica. Los grupos, anteriormente de 18 estudiantes, fueron reducidos a 7, con el fin de mantener el distanciamiento necesario. Se implementaron protocolos de limpieza y desinfección de equipos al finalizar cada taller, entre otras acciones que generaron un ambiente de tranquilidad.

“Indudablemente para los estudiantes y para el ejercicio académico la posibilidad de un retorno presencial continuo es mucho más eficiente en cuanto a la formación”, aseguró el docente Alfredo Sabbagh, quien pertenece al equipo formativo de Medios Audiovisuales del programa y manifestó que existe una necesidad de apropiarse de la tecnología y asociarla con el trabajo de campo. “Las herramientas digitales con las que contamos ahora nos permitieron suplir algunas de las actividades que se pudieron hacer de otras maneras, aprovechando tecnologías digitales”, comentó, no sin antes resaltar que, aunque dichas herramientas pueden dar una aproximación a una correcta formación audiovisual, nunca será igual que una clase presencial.

Yalile Márquez, estudiante del programa de Comunicación Social, asegura que de no haber sido por la alternancia que se estuvo manejando en los semestres anteriores, su aprendizaje con respecto a las asignaturas audiovisuales probablemente no habría sido tan positivo como lo fue con esta modalidad.

“Aprendí mucho de televisión a pesar de que fueron sólo dos clases de tres horas cada una. Siento que se aprendió mucho, y sé que si yo no hubiera tenido la oportunidad de ir al estudio y aprender cómo se manejan las máquinas, cómo se maneja el streaming desde un estudio de televisión para transmitir directo un canal, hubiese terminado mi clase con posibles dudas, porque no es lo mismo la teoría que la práctica y enfrentarse a situaciones donde el profesor te exija como si estuviera en algo profesional directamente”, argumenta la estudiante de sexto semestre, egresada del Colegio Sofia Camargo de Lleras.

Su compañera Carol Dayana Mendoza, egresada del Instituto Técnico Nacional de Comercio y estudiante de séptimo semestre, expresó la satisfacción que le causa tener la posibilidad de regresar a clases presenciales y, al mismo tiempo, poder elegir la modalidad de su preferencia para cada una de sus asignaturas. Dayana Mendoza también destacó la forma en que se llevaron a cabo los protocolos para la realización de las actividades académicas.

“Todo el mundo tenía que estar con todos los protocolos de bioseguridad: el tapabocas, el alcohol y mantener cierta distancia entre los compañeros y el profesor para evitar contagios. La clase como tal era el reconocimiento de los equipos dentro de un backstage para hacer un noticiero, la cabina de audio, donde se manejan todos los VTR que salen al aire, los micrófonos, todo. Fue una muy buena metodología de trabajo”, manifiesta la estudiante de Comunicación Social.

A pesar de los desafíos que surgen con el retorno presencial a clases, el docente Alfredo Sabbagh asegura que las enseñanzas obtenidas con esta situación eran necesarias y fue un proceso de aprendizaje tanto para docentes como estudiantes.

“Creo que vamos a volver a unas mejores clases, sabiendo que hay otras maneras de hacer las cosas y que podemos encontrar nuevas metodologías para el bien del ejercicio académico. Hay cosas que me enseñó la pandemia y creo que hacerlas presencialmente puede ser algo útil”, agrega el docente. 

Docentes y estudiantes de la Universidad Tecnológica de Pereira, adelantan iniciativa en busca de mejorar la calidad de vida de los pereiranos, acompañando a la población más vulnerable de la pandemia: la primera infancia y el adulto mayor de la ciudad de Pereira.

La comunidad de la Universidad del Norte, son más de 2.500 personas, entre docentes, administrativos y personal de apoyo en diferentes áreas. Todos hacen parte de la campaña interna de salud en el trabajo, que tiene el objetivo de promover el autocuidado, en el contexto de la pandemia, y la prevención de riesgos enmarcados dentro del Sistema de Gestión de Seguridad y Salud en el Trabajo.

La pandemia por coronavirus ha sido causante de más de tres millones de muertes, el colapso de los sistemas de salud y el estancamiento de la economía. Por estos y otros motivos, el virus SARS-CoV-2 ha sido objeto de estudio de múltiples investigaciones alrededor del mundo que han resultado en grandes hallazgos científicos.

Zoom en vivo

Cuando no puedes estar frente a la TV pero no quieres perder nunca los contenidos de nuestra programación. Aquí encontrarás nuestra señal en Vivo.

Estrenos destacados

Ahora en Zoom podrás explorar una parrilla de programación cada vez más variada y multiplataforma. Estos son nuestros próximos estrenos para nuestra Señal de TV y plataformas sociales.

Transmisiones Especiales

Esos contenidos que no puedes dejar pasar, que son de tu interés que tienen ese espacio reservado.